Unidad del tratamiento del dolor – Córdoba

Hospital Cruz Roja de Córdoba

La consulta será atendida por la Dra. Inmaculada Herrador, especialista y  referente en el abordaje del Dolor.

El dolor agudo, si no se trata a tiempo, puede convertirse en crónico. De ahí la importancia de su tratamiento precoz.

Tratamiento del dolor agudo y crónico en el Hospital

El Hospital Cruz Roja de Córdoba ha abierto una consulta para la atención integral tanto del dolor agudo como crónico, entendiéndose este último como aquél  que persiste al menos 6 meses. En la actualidad, millones de personas experimentan diariamente dolor.

El dolor crónico puede desencadenar grandes consecuencias físicas, emocionales y sociales que limitan a quien lo padece en sus actividades básicas diarias.

Hablamos con la Dra. Herrador,

¿Cuáles son los dolores crónicos más frecuentes?

En general, el dolor de espalda es más frecuente y sobre todo, el de origen en la zona lumbar – casi un 80% -, pero también son comunes las poliartralgias de origen degenerativo, provocado por la artrosis y la edad, como dolor en articulaciones: rodillas, hombros, cadera, etc.

También hay lesiones frecuentes en deportistas y otras producidas por sobrecarga en determinados trabajos, a los que damos cobertura con muy buenos resultados.

¿Qué efectos suele tener en los pacientes?

Cualquier dolor que no se trate de forma adecuada, puede evolucionar y convertirse en crónico y repercutir  en la calidad de vida del paciente.

Si se trata de una persona con vida activa laboralmente hablando, puede mermar su productividad laboral y afectar a su relación familiar y social. Cuando se trata de una persona no activa, es habitual un  cuadro depresivo que, sin lugar a dudas, deteriora su calidad de vida.

Nuestro objetivo es paliar ese dolor y que el paciente disfrute de una vida activa y participativa.

Cuando hablamos de tratamiento del dolor, ¿hablamos de un tratamiento curativo o paliativo?

Depende del diagnóstico del paciente. Evidentemente si el paciente es joven, las posibilidades “curativas” son mayores en determinadas patologías y si se trata de casos ya evolucionados o aquellos que surgen por el deterioro característico de la edad, las técnicas van dirigidas a paliar ese dolor.

En caso de dolor en pacientes oncológicos, evitamos un sufrimiento innecesario.

¿De qué forma ha evolucionado el tratamiento del dolor?

En los últimos años, hemos asistido a una revolución importante en el tratamiento del dolor. Disponemos de muchos recursos, tanto a través de fármacos como de técnicas intervencionistas, como bloqueo articular de rodilla-cadera, bloqueo epidural lumbar y radiofrecuencia, que son unas corrientes que se le aplican a diferentes nervios para evitar que trasmitan esa información del dolor, de forma que el paciente no la percibe.

 ¿Qué efectividad tienen estos tratamientos?¿Son de por vida?

Depende del diagnóstico.

En los casos de personas jóvenes con lumbalgias, hay veces que podemos evitar lo que sería una intervención quirúrgica. Hoy en día, en los países más avanzados y con una buena sanidad, recomiendan agotar las técnicas intervencionistas antes de tomar una decisión más agresiva para el paciente.

Sin embargo, en los casos de pacientes con estenosis de canal o patología degenerativa de Raquis, por ejemplo, posiblemente haya que repetir las técnicas intervencionistas cada cierto tiempo, según los resultados y la duración del alivio que le aporte al paciente.

¿Sabe la gente en general que existen tratamientos para este tipo de dolor?

Hay todavía un desconocimiento importante al respecto, aunque los que nos dedicamos a ello estamos realizando un esfuerzo importante por divulgar la efectividad de estos tratamientos para el dolor, por el beneficio social que aportamos. Se está produciendo un envejecimiento importante de la población y esto está haciendo que el Dolor sea una patología muy  prevalente.

¿Qué procedimiento sigues con cada paciente?

En primer lugar, realizamos una valoración clínica minuciosa y en función de ello, proponemos un tratamiento médico. Si ello contempla la posibilidad de una técnica intervencionista, se consensua con el paciente,  previa explicación detallada de lo que se le ofrece, para hacerle partícipe de su enfermedad y que pueda decidir libremente.

Unidad del tratamiento del dolor en Córdoba – Hospital Cruz Roja Córdoba

Si lo desea puede solicitar una cita con nuestros especialistas para el tratamiento del dolor.

Unidad del tratamiento del dolor en Córdoba
CONSULTAS EXTERNAS